Prensa

Se presentó el proyecto que propone utilizar el sistema único de talles para indumentaria y calzado

El bloque de diputados del partido SiemPre presentó un proyecto de ley que tiene el objetivo de establecer sistemas únicos y normalizados de Talles de Indumentaria y calzado para toda la población provincial y además, establecer pautas para que los fabricantes y comerciantes de indumentaria y/o calzados dentro del territorio neuquino, pongan a disposición de la población la totalidad de los talles especificados en la presente ley con el fin de evitar la discriminación y la vejación personal.

«La iniciativa tiene por objetivo remediar la falta de equidad social al momento de elegir vestimenta y calzado, ya sea masculina o femenina y evitar la discriminación que provoca en la sociedad la comercialización y fabricación de indumentaria y que excluye a gran parte de la población», expreso el diputado, Andrés Peressini.

El proyecto señala como problemático que los talles comercialmente exhibidos muchas veces no se condicen con las medidas antropométricas de la población. Para ello, la iniciativa sostiene que es necesario utilizar la amplia escala de talles que establece la ley 27.521, “de Talles”.

«En Argentina la mayoría de los fabricantes y comerciantes no cuentan con todos los talles de vestimenta, lo que se convierte en una práctica discriminatoria. Gran parte de las personas pagan altos precios para comprar ropa de talles grandes. Y en la actualidad la variedad de talles grandes como pequeños, es muy poca y costosa», sostuvo la legisladora del bloque, Laura Bonotti.

Con respecto a las prendas importadas, las mismas deberán tener adherida una etiqueta o pictograma donde quede visible la equivalencia con el talle que fija la norma nacional. De esta forma, la normativa promueve la utilización de sistemas únicos y normalizados de talles tanto para la indumentaria y el calzado que se fabrica y comercializa en la provincia.

«En varios de los fabricantes de indumentaria los talles no coinciden con las medidas antropométricas de nuestra población, lo que provoca en muchas ocasiones una preocupación e insatisfacción con algún aspecto de la apariencia física lo que se denomina distorsión de la imagen corporal», expresan los fundamentos del proyecto.

En tanto a la autoridad de aplicación, se establece que el Ministerio de Producción será quien aplique dicha norma y deberá controlar su cumplimiento y sancionar en caso de incumplimiento. En ese sentido, la iniciativa dispone multas que van desde los 400 a los mil JUS para los comercios, fabricantes e importadores que no incorporen y exhiban su mercadería según el criterio y la variedad de talles señalados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *